La gente que come chocolate oscuro es menos propensa a la depresión

Un estudio del University College de Londres, la Universidad de Calgary y  el departamento de salud de Alberta, Canada, sobre los efectos del consumo de diferentes tipos de chocolates, encontró que el chocolate oscuro puede moderar los síntomas de la depresión.

Esta investigación es la primera en estudiar la relación entre el consumo de este tipo de chocolate con la depresión. Para ello, se uso los datos de 13,626 adultos del Instituto de Salud de Estados Unidos y una encuesta de nutrición. El consumo de chocolate de los participantes fue comparado con los resultados del examen Patient Health Questionnaire, el cual determina síntomas de depresión.

En el estudio transversal otros factores como peso, altura, estatus marital, etnicidad, educación, ingreso, actividad física, tabaquismo y enfermedades crónicas se tomaron en cuenta, para asegurar que el estudio solo evaluara los efectos del chocolate en los síntomas de depresión.

Después de ajustar todos estos factores se encontró que las personas que reportaban consumir chocolate oscuro dos veces cada 24 horas mostraban 70% de menos probabilidad de reportar síntomas, clínicamente relevantes, de depresión que aquellos que no comer nada de chocolate.

“El estudio arroja alguna evidencia de que el consumo de chocolate, particularmente chocolate oscuro, puede estar asociado con la menor posibilidad de tener síntomas relevantes de depresión clínica. De cualquier forma se requiere más investigación, para esclarecer la causalidad, ya que podría ser que la depresión haga que la gente no tenga interés en comer chocolate o puede haber otros factores que hagan que la gente desee comer chocolate y, al mismo tiempo, esté deprimida”, afirmó la Dr. Sarah Jackson.

Los ingredientes de cualquier chocolate pueden provocar euforia, bienestar y ser reguladores del estado de ánimo no son lo único que genera una mejora en el estado de ánimo, también es necesario disfrutar de la experiencia y del sabor de chocolate. Por su parte, el chocolate amargo, por sus concentración de flavonoides, un antioxidante que se ha visto ayuda en cuadros inflamatorios, los cuales están presentes en el inicio de la depresión.

Fuente: UCL News
Traducción: Eduardo Romero

Síguenos en:

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario